ROCK GALICIA EN EL VIÑA ROCK!!!

Miércoles, 29 Mayo 2019 09:58 Visto by 905 Peoples Escrito por 

 

Cartel Viña 2019

El pasado 1 de Mayo llegamos a la ciudad albaceteña de Villarobledo, allí donde dicen que se celebra un tal VIÑA ROCK. Y como buenos Viñarockerxs, lo primero es buscar un sitio donde plantar nuestras tiendas de campaña y así asentar nuestro campamento base. Una vez hecho esto, unos refrigerios y una vuelta para reconocer el terreno y conocer a los vecinos. Nos vimos rodeados por Viñarockerxs de las Islas Canarias, Valencia, Castilla-La Mancha y Santander. Enfermeras, arquitectos, profesores de historia y currantes variopintos nos juntamos para echar unas risas y disfrutar de este gran festival. Luego fui a recoger la acreditación. Es mi primera vez como cronista de un medio de comunicación en un festival de esta magnitud, y quedé gratamente sorprendido de la fluidez en las colas de espera, los encargados de la logística estuvieron súper atentos y rápidos. Vamos al lio!!

 

MIERCOLES 1: CONCIERTOS DE BIENVENIDA

Tras prepararnos, fuimos a partir de las 22:00H a ver los conciertos de IRATXO, LOS ZIGARROS y LA PEGATINA. IRATXO puso su Rock/Ska/Rumba al servicio de todos los allí presentes, dando la nota tranquila justo antes de LOS ZIGARROS, que dieron un gran concierto de Rock. Personalmente, no los conocía, estuvo muy bien. Y el plato fuerte de la fiesta bienvenida era sin duda LA PEGATINA. Si ya se apreciaba la gente llegar poco a poco al recinto, en este concierto se notó con diferencia las ganas que tenía la gente de festival. Con canciones como “Lloverá y yo veré” o “Y volar”, siempre son de los grupos que mejor transmiten a la gente el buen rollo.

                                                                                                                                                   

JUEVES 2: PRIMER DIA

Llegamos a las 18:30H al escenario CUTTY SARK justo para ver a NARCO. LOS NARCO siempre tienen una respuesta brutal por parte del público, al señor VIKINGO M.D. y al señorito DISTORSIÓN MORALES deberían de ponerle un monumento en el barrio La Macarena de Sevilla. No gustó mucho el horario, ya que NARCO es un grupo que entre las 00:00H y las 02:00H tienen un tirón considerable y más el ultimo día. Pero alguna razón lógica tendría ese horario, tanto por la banda como por la organización. Las 18:30H parece muy pronto para un grupo así. Aun así, todas y cada una de las canciones machacantes fueron disfrutadas por el público al sol y a la sombra.

Después estuvimos viendo a MAFALDA en el escenario NEGRITA, estos valencianos la lían mucho, con sus letras y mensajes combativos, con sus mezclas de música buen rollera y rock durísimo en canciones como “En guerra”, estuvieron geniales. Aprovecharon para lanzar mensajes en pro de los derechos de la mujer, y sobre esto os contaré algo al final de la crónica.

Lo siguiente fue volver al escenario CUTTY SARK a ver el concierto de LAGRIMAS DE SANGRE, grupo también desconocido para mí que me dejó muy buen sabor de boca con canciones como “Vértigo” y “Voy a celebrarlo”. Había mucha gente, ahí te das cuenta que hay bandas bastante desconocidas a priori pero que tienen un tirón descomunal. En este concierto fue donde advertí que este año habían cambiado algunas cosas en las carpas, también os lo comentaré después.

Tocaba ver a KOMA, la mítica banda de Pamplona que volvían tras un largo letargo. Se notaban los nervios, la gente quería volver a oír en directo canciones como “Mi jefe”, “Imagínatelos”, “El marqués de chorrapelada” y temazos varios. La sensación fue de felicidad y caña a partes iguales y sobretodo viendo a la gente mirarse unos a otros diciendo “te acuerdas de esta?” o simplemente celebrando con el nombre de la canción. Ya que todos tenemos esa morriña de años atrás o recuerdos relacionados con canciones de ciertos grupos. Fue de 10 el concierto de KOMA.

Comentar que aunque estuvimos en KOMA eso no impidió, mientras íbamos hacia el escenario VILLA-ROBLEDO, ver cómo la gente llegaba en masa a ver a ROZALÉN. Que después del concierto de KOMA e incluso al día siguiente, se seguía escuchando a la gente comentar lo bonito, currado y genial que estuvo el concierto de la cantautora albaceteña. Es la lastima de un festival así, no lo puedes ver todo.

Después fuimos al escenario BIOBIZZ a ver a GREEN VALLEY a relajarnos con un poco de Reggae/Dancehall, de los cuales solo conocía la canción “No me voy a rendir” y solo puedo decir que transmiten ese buen rollo con tonos de queja social que te mantiene bailando tanto activa como relajadamente.

Y a las 00:45H nos fuimos a ver SFDK al escenario NEGRITA. Un pepinón de concierto como solo sabe preparar Zatu y Acción Sanchez. Un movimiento y una repuesta siempre increíbles. Mezcla perfecta de temas viejos y nuevos. Un pasote.

Y con la tristeza de no poder ir a ver a DESAKATO (me dijeron que estuvo genial) y MORPHIUM (el metal más brutal que pisaba el VIÑA) tuve que  ir corriendo a descansar tras unos días ajetreados, había que estar vivo para 2 dias más.

VIERNES 3: SEGUNDO DIA

El viernes llegamos al recinto sobre las 19:30H al NEGRITA para disfrutar de un concierto que a nadie deja indiferente, MOJINOS ESCOZÍOS, sin palabras siempre. Ya todos sabemos sobre esta banda, pero me gustaría señalar la importancia de grupos así. Grupos que te hacen reír durante las canciones y, entre canción y canción más si cabe, ole y ole.

Damos unos pasitos a la derecha y estamos ya en el escenario CUTTY SARK para ver a DUBIOZA KOLEKTIV a las 20:30H. Este grupo bosnio de Rock/Ska mezclado con música folclórica de su país, son la leche. Si no me equivoco es el tercer año que vienen. Es un directo de lo más curioso, por cómo se visten, como bailan, como se lo curran, hablan un inglés muy suyo y también es de agradecer que sepan decir cositas en español. También tienen una canción colaborando con LA PEGATINA. De verdad, me encantan estos tíos.

De ahí nos fuimos al escenario MADRID SALVAJE. Con gusto me hubiese quedado a ver a ZOO o al RENO RENARDO, pero aparte que todavía no había subido a ver este escenario, nadie en su sano juicio debería perderse el espectáculo que ofrecen AYAX Y PROK. A las 21:50H empezó este concierto con tintes directos, desesperados y salvajes. Aunque no te guste demasiado el estilo Rap, en serio, echa un ojo a la pasión que le ponen estos tíos, tienen una compenetración, conexión y energía que sobrepasa límites, supongo que ser gemelos tiene mucho que ver.

A las 23:00H mientras tocaba GATILLAZO de fondo, fuimos a tomar un descanso, unos refrescos y algo de comer. Haciendo tiempo para las 00:30H para ver a BOIKOT con fuerzas. Es increíble lo bien que te lo llegas a pasar en conciertos de BOIKOT, por más que los veas. No es de los grupos que escucho en casa, pero te llega, te hace bailar, me quito el sombrero. Concierto de factura exquisita, como siempre.

Y para despedir el día, a las 02:05H fuimos al BIOBIZZ a ver SPANISH REGGAE SHOWCASE con BAINO DI LION, GANJAHR FAMILY, EVER BAND, MAD DIVISION y HERMANO L. De este concierto solo conocía la canción “Dedos amarillos”. Pero en general, fue un concierto que estuvo fantástico. La mezcla de estos grupos y artistas, sin ser mi estilo, estaba muy currado y el show bien preparado. Estuvo muy bien para terminar el viernes.

 

SABADO 4: TERCER DIA Y DESPEDIDA

El sábado fuimos a las 19:30H al MADRID SALVAJE a ver a SONS OF AGUIRRE. Se perdía la vista de tanta gente que había allí. Los descubrí el año pasado y aunque no soy fan de letras con sobre exceso de reivindicación e información política, tienen un rollo muy currado y hardcore en directo.

A las 20:30H tocaba SEGISMUNDO TOXICOMANO en el CUTTY SARK. No controlaba nada de esta banda, pero fue una sensación increíble verlos en directo. Como a todos los grupos que tocaban a esa hora, todos los días pillaba el atardecer, un cambio de contraste muy genuino. Este concierto fue de los más especiales que vi. Todo lleno hasta la bandera y el público dándolo todo. Segis se hace muy rápido con la gente. No había visto nunca tanta gente correr en círculos y hacer esos pogos en directo, asombroso. Y un momento muy épico, cuando se abrían los círculos de gente se veía disfrutando entre esos cientos de personas a un chico en silla de ruedas y con algún tipo de lesión cerebral, sonriendo como un niño pequeño mientras sus colegas lo tenían levantado al aire para que disfrutase. Cuando Segis se dio cuenta, bajó del escenario y se subió en la gente para poder echarle la mano y abrazar al chico. Cuando volvió al micro gritó, “Me has emocionado cabronazo” y todo el mundo aplaudió. Me pareció algo tan grande que no puedo ni quiero definirlo, es para vivirlo. Bravo!

A las 21:50H fuimos al VILLA-ROBLEDO a ver a STRAVAGANZZA. Como siempre todo visualmente cuidado y preparado. Leo sabe llevar bien la dirección del directo. Las colaboraciones con TANKE son brutales. Tienen una fuerza en directo que impacta mucho. Y con mucha rabia, ya que estaba disfrutándolo bastante, nos fuimos corriendo al MADRID SALVAJE a mitad de concierto para llegar a la última mitad del concierto de LA EXCEPCION. La banda de “El Langui” y el gitano Antón. Llevaban años separados, cada uno en solitario y eso había que verlo un ratito. La gente llenó el recinto y fue cojonudo el rato allí. Si bien los temas de la banda no son canciones con garra sino más bien temas de gente de barrio muy humilde, la actitud y personalidad de “El Langui”, enamoraba al público, este tío se camela a quien sea.

A las 23:10H vimos a SOZIEDAD ALKOHOLIKA. Reconozco que me sorprendieron sobremanera. Como dijo un amigo, sonaron muy bien, sonaron frescos y dieron tralla. Pensábamos que iba a aburrir, solo esperando el momento de las canciones más conocidas. Pero no, se hizo muy ameno el concierto y, diría que nos quedamos con ganas de más. Muy buen concierto de S.A.

Y a las 00:30H el festival terminaba para nosotros con SKA-P. Más de dos escenarios llenos y hasta donde alcanzaba la vista hacia atrás. En los últimos conciertos del VIÑA es donde se ve la aglomeración más grande de gente despidiendo el festival. Es algo apoteósico, ver tantas miles de personas movilizándose. Y con respecto a la banda. No he visto en calidad de un grupo que retorna de una separación, tal respuesta. Todos los asistentes cantando todas y cada una de las canciones de SKA-P. “El vals del obrero”, “Mis colegas”, “Niño soldado”, “El gato López”, “Mestizaje”, “A la mierda” y “Romero el madero” entre muchas del repertorio. Conforme sonaban los primeros riffs de cada canción, la banda podría haber dejado de tocar que la gente hubiera dado el concierto por ellos. Locura, alegría, caras de felicidad, abrazos, bailes, congas kilométricas, algo soberano y difícil de olvidar. Me quedo con el recuerdo de este conciertaco, mi favorito del festival sin duda.

 

 Y este año VIÑA ROCK me ha sorprendido en algunas cosas, irónicamente solo llovió el primer día por la noche y el tiempo a acompañado bastante, pero ver que han alejado las barras y ensanchado el espacio para que quepa más gente si llueve mucho, con calefactores en lo alto de las carpas, es un acto que merece un aplauso por fin al precursor/es de la idea. Este año el OVNI lo ha petado, ha triunfado tanto que deberían de poner un par de sitios más de reunión tras pérdida o de quedada para el año que viene, ya que la gente va toda al mismo sitio por inercia y se pueden ahorrar agobios importantes. Pondré un par de pegas a todo lo maravilloso que en realidad ha sido. Y es que, tampoco logro entender el porqué de los cambios de escenarios. Por qué meter Rap en los escenarios de abajo y Metal y otros estilos arriba. El tener a tantas miles de personas subiendo y bajando a cada momento no ayuda a la fluidez y disfrute. Pero seguro que poco a poco, todo se irá mejorando, por lo demás brutal todo.

Este es un festival donde los grupos aprovechan para lanzar su mensaje con libertad, amor o rabia. Un festival donde todo ideal (sano) es bien recibido. Donde se lucha y se combate la desigualdad, el maltrato, el asesinato, el robo o el abuso y se promueve la hermandad y la unión. Un festival en el que celebrábamos ser 70.000 u 80.000 hace unos años y donde ahora más de 200.000 personas y cada vez más, convivimos 4 días al año, cada uno con sus ideologías políticas, filosofías de vida, su humor, cada uno de su pueblo, cuidad, madre y padre distintos, pero con un punto de conexión. Para mí, lo más parecido a una religión. Es más, una buena tarde de VIÑA, con colegas, buen tiempo, pasando la resaca con risas, tanto si en el horizonte oyes bullicio como si solo clama el silencio, la sensación es de que “así debería sonar la paz mundial”.

Un servidor no lleva 13 años viajando a este festival por casualidad. Desde 2006 han pasado muchos grupos, muchas anécdotas, cientos de vecinos, innumerables risas. Cosas que se pueden contar y otras que no. Cosas que se olvidan y otras que jamás en la vida se irán de la memoria. Sentimientos, sensaciones, recuerdos para siempre de gente maravillosa. Ver gente llorar por que se termina el festival. Pasar al lado de unos chavales y oír, “Tío, pensaba que esto iba a durar toda la vida” (jajaja), situaciones graciosamente genuinas. Gente que en esos pocos días ya les da el “SINDROME VIÑAROCKERO” que te mete el “No quiero volver a la rutina, quiero estar aquí” en la mente. Amores de festival, fugaces o duraderos. Joder, si hasta oficié una boda en el VIÑA hace unos años.

Había una expresión que se decía antaño, que pensaba que se refería a que no contases nunca nada de lo que en el VIÑA ROCK sucedía, pero ahora, con la experiencia de los años, la he entendido. Os aconsejo que vengáis a descubrirlo, que lo comprobéis por vosotros mismos porque “LO QUE PASA EN EL VIÑA, SE QUEDA EN EL VIÑA”.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Valora este artículo
(2 votos)
Budaka

Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.